Parte semanal del estado del circuito

Parte semanal del estado del circuito

jueves, 1 de marzo de 2012

Sobarcal con esquís

El lunes 27 de febrero, después de dedicarme a llevar a Elia a su curso de esquí de fondo en Linza, con sus compañeros de la Escuela de Ansó, retomamos la actividad con Pablo. Decidimos salir desde Linza hacia el collado de Petrachema, pasadas las diez y media, y después ya veríamos si subíamos a Petrachema o a Sobarcal.
Al llegar al aparcamiento de Linza, Joaquín se ofreció a hacernos esta foto, le invitamos a venir con nosotros pero no accedió.


Pese a la escasez de nieve de este año tan raro, tenemos el privilegio de salir con los esquís desde el aparcamiento. Tomamos la pista de fondo y avanzamos hacia la Foya de los Ingenieros, para posteriormente salvar la Foya Manaté y dirigirnos hacia el collado de Petrachema.




Conforme avanzamos, observamos con buenos ojos la punta del Sobarcal, pero aún queda un trozo para decidirnos y ya veremos que pasa.



Al ir acercándonos al Collado de Petrachema, vemos como se ha desprendido una placa casi desde la punta de Petrachema y ha barrido toda la pala. Sabíamos que el domingo hizo mucho aire, pero no nos explicamos cómo puede producirse una rotura de una placa, con tantos días de buen tiempo seguidos, en una orientación sur como esa y con tantos días de transformación y rehielo, bien es verdad que la noche del sábado al domingo estuvo cubierto y no heló casi. Comentamos la posibilidad de que alguien hubiera provocado la ruptura, o quizás un sarrio,...todo muy raro.
No habíamos entrado en el refugio por la mañana y tampoco sabíamos si tendrían alguna noticia.




En vista de lo ocurrido nos decantamos por ir al Sobarcal, la ladera está venteada y aparece el hielo cristal de éstas navidades pasadas. Tendremos que dejar los esquís y calzarnos los crampones. Antes, la Collada de Petrachema nos deja las vistas habituales.



Mirando hacia el Sobarcal observamos el camino a seguir, y hacia él nos dirigimos con mucho cuidado.




En la parte final la cosa se pone empinada, pero el hielo va dando cierta seguridad.



Vamos avanzando y, aunque cuesta tirar alguna foto, intento hacer lo que puedo.



Un poco antes de llegar a la punta, aprovecho para echar un cable a los defensores de que etimológicamente "Petrachema" procede del latín (petra = piedra, y chema = abismo o cima) y no del euskera "Petretxema", como se suele escribir en casi todos los sitios. Creo que, razones claramente visibles hay, para pensar en que esto puede ser cierto.



Una vez arriba, a disfrutar de las vistas, la cantidad de nieve que tiene la parte francesa y pensar en bajar con mucho cuidado.




Pasado el descenso complicado, echamos un bocado, que ya se empezaba a echar en falta, y nos ponemos los esquís para disfrutar de la bajada hasta Linza



Una pequeña porteada para remontar a la Foya Manaté,... y para abajo.


Al llegar a Linza, pasadas las cinco de la tarde, y quitarnos los esquís, escuchamos un helicóptero que sobrevuela nuestras cabezas. Mientras nos quitamos las botas nos enteramos que hay una persona desaparecida desde el domingo, hablamos con los guardas del refugio y dos amigos de la víctima, les comentamos lo del alud que hemos visto en Petrachema, y no sabían nada.
Mientras bajamos hacia casa, antes de llegar a Zuriza nos cruzamos con un camión, un todoterreno y una ambulancia de los bomberos,...lo demás, todos lo sabemos...

Desde aquí, envío todo el ánimo posible a los familiares y amigos de Arilla.






1 comentario:

  1. En relación con el etimo "Petrech/txema": Txomin Peillen, catedrático emérito y académico de la Real Academia de la Lengua Vasca, nacido en Ste. Engrâce, y por tanto, buen conocedor de la zona, en las II jornadas de "Onomasticon Vasconiae" organizadas por Euskaltzaindia en septiembre de 1987, presentó el trabajo "Akitanierazko eta euskarazko leku eta etxe-izenak Biarnon", en el que sostiene que el archivero y lexicógrafo bearnés Paul Raymond, quien estudió los archivos departamentales como partícipe en el "Dictionnaire topographique de la France" y coautor del "Dictionnaire béarnais ancien et moderne" denomina en 1863 "Petragaïne" al collado que lleva de Lescún al Valle de Ansó, hoy denominado "Pétragème" por el IGN y "Petrachema" en Aragón. Sostiene Peillen que un topónimo de clara evocación vasca ha sido deformado en poco más de 100 años.

    ResponderEliminar

Comentarios