viernes, 6 de febrero de 2015

Se confirma la apertura de la carretera Ansó-Zuriza con cadenas. Zuriza-Linza tendrá que esperar

Hacia las ocho de la tarde se ha confirmado la apertura con cadenas de la carretera de Ansó a Zuriza. De momento el acceso a Linza tendrá que esperar, ya que permanece cortado al tráfico rodado. Existen tramos de carretera muy estrechos y otros más anchos. En los tramos más estrechos se pueden encontrar ensanches de vez en cuando para poder apartarse cuando se cruzan dos coches.


Hoy por Zuriza había mucho ajetreo. Hemos ido con Pablo marcar la huella de circuito de raquetas de Las Eras y no me resisto a poner alguna foto del día.



Justo encima del Camping Zuriza Pablo me ha sacado esta foto. Ahí se puede ver hasta donde se había abierto la carretera por la mañana. Era necesario que el quitanieves rompiera para que una pala cargadora muy grande pudiera apartar la nieve. El problema era la cuña del nuevo quitanieves que no da el juego que daba la antigua, al poder levantarla con el brazo de la máquina. Para entender lo que intento explicar nada mejor que ver el video que no me he resistido a grabar a la vuelta.


video


La carretera a Linza solo la descubrimos cuando vemos los malecones tapados en las curvas.



Una vez hemos llegado a Las Eras lo primero era medir los espesores en la cota baja para poder pasar el parte como siempre. Los datos que solemos enviar no están emitidos por teléfono o desde un despacho a varios kilómetros de distancia, sino que los tomamos "in situ" cada semana. 



Justo en la entrada de la pista de Las Eras a 1250 metros medíamos 110 centímetros, en el puente del barranco a poco más de 1350 había 140 centímetros y en la cota más alta 1550 donde solemos realizar la medición encontrábamos hasta 155 centímetros.



Antes de llegar al barranco hemos tenido que destapar las balizas que orientan en los sentidos recomendados de los recorridos del circuito. Después hemos ido solapando nuestras huellas dejadas por los esquís para que quedase un buen cajón marcado por todo el circuito. 



En la parte alta del circuito el viento se ha llevado grandes cantidades de nieve pero no impiden avanzar sobre el elemento blanco y además las balizas se ven perfectamente con lo que el seguimiento del circuito resulta fácil y cómodo. En tramos de bajada principalmente, nos encontramos con "fagarras" dobladas por el peso de la nieve y enganchadas en el suelo que hacen incómodo el avance. Menos mal que son zonas muy puntuales y no restan atractivo al circuito.



En la bajada hemos visto como avanzaban en los trabajos para poder abrir los accesos y también eso resulta espectacular, como todo lo visto en el día.




Uno abriendo camino y otro apartando nieve.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comentarios